In The Airplane Over The Sea de NMH: 20 años de un disco mágico

AvatarPublicado por

In The Airplane Over The Sea, que este año cumple 20 de haberse lanzado, es uno de esos discos de culto que fueron ganando -y seguirán ganando- fama y reconocimiento exponencialmente conforme pasa el tiempo. Para el que lo haya escuchado, posiblemente (así como a mí me sucedió) haya quedado marcado por un disco tan emotivo e intenso, que es imposible de creer que en su momento no haya tenido una mayor repercusión mediática. Resultó igualmente incomprensible, que la cabeza visible de la banda, Jeff Mangum haya decidido acabar con la banda y se haya retirado (así sea de manera intermitente) de la actividad musical cuando todo parecía indicar, por el creciente interés que estaba teniendo, que su mayor reconocimiento y momento estaban por llegar. Situación con la que al parecer, no estaba preparado para lidiar.

Cuestiones aparte, los cuales de alguna manera enmarcan esa aura mítica y misteriosa que tiene el disco y el grupo, In The Airplane Over The Sea, es uno de los álbumes de folk lo-fi más perfectos que se hayan firmado. Abrevando de fuentes (más que de estética, de filosofía) como Daniel Johnston y Pavement, Neutral MIlk Hotel lograron conformar en su segunda placa, un sonido (aunque no hay que dejar de lado lo logrado en su muy buen disco debut, On Avery Island) natural y auténtico, con una estética repleta de guitarras acústicas, gaitas, trompetas, acordeones e incursiones al garage punk. Toda una amplia y exquisita instrumentación, que contra lo que pudiera pensarse, logra mantener las canciones dentro de un esquema minimalista y un sentimiento de calidez, cercanía y ternura.

And one day we will die

And our ashes will fly from the aeroplane over the sea

But for now we are young

Let us lay in the sun

And count every beautiful thing we can see

Las letras son otro punto alto dentro del concepto del disco, que, si bien pueden ser simbólicas, siempre se ha sabido que han girado mucho en torno a Ana Frank y su diario, (aunque también se apunta hacía una crítica a la segunda guerra mundial). Cualquiera que fuese la fuente, sumergirse en sus letras es otro de los grandes detalles del disco.

Es difícil decantarse por una canción en específico, pues prácticamente el disco mantiene una unidad perfecta, y no hay ninguna que sobre en la misma. Personalmente “Two Headed Boy” con ese enganche que tiene con “The Fool” siempre me ha parecido grandioso.

A pesar de la corta duración que tuvo NMH como grupo, su influencia se ha extendido a muchos de los grupos indie de la actualidad; sin ir tan lejos, se puede notar esa sombra en bandas hoy tan reconocidas y alabadas como Beirut, The Decemberists y Arcade Fire. Es por ello y por la magnitud de la obra en sí, que cobra una mayor importancia el aniversario de este gran y bello disco.