RECORDmendación #18: Jailbreak – Thin Lizzy

AvatarPublicado por

Sin importar lo involucrado que estemos en las novedades musicales, siempre hay discos que nunca hemos escuchado y que para otras personas constituyen experiencias básicas dentro de su construcción de gustos ya sea por su calidad, por su importancia formativa o por el impacto creado en su momento.

En este ejercicio uno de nuestros colaboradores, recomendará un disco que considera valioso/importante a otro colaborador que lo escuchará por primera vez. La idea de esto es conocer las impresiones alrededor de un mismo disco; una desde la óptica de quien lo ama y lo recomienda, y otra desde la de alguien que lo acaba de conocer.

Recomienda: Rodrigo “Bola” Torres

Escucha por primera vez: Tony Spinotti

Disco: Jailbreak (1976)

Artista: Thin Lizzy

Acerca de quien recomienda (Bola)

¿Quién eras cuando escuchaste el disco y por qué quedó marcado en ti?

En la adolescencia había escuchado únicamente los temas más emblemáticos y rockeros de Thin Lizzy pero cuando me senté a escuchar Jailbreak con atención (habrá sido por ahí del 2007) fue amor a primera escucha. Encontré una especie de eslabón entre el rock clásico de principios de los sesenta y las distintas variables del rock que escucho en muchas de mis bandas favoritas. La gran voz y el carisma de Phil Lynott sumaron a este fino coctel de temas, que sin dejar de ser estrambóticos exudaban autenticidad y pasión.

¿Cómo ha cambiado tu percepción de la obra desde ese momento hasta la última vez que lo volviste a escuchar?

Se ha mantenido como uno de esos discos que puedo escuchar en cualquier momento y en su totalidad. Cada vez que lo escucho encuentro en él sonidos que posteriormente se harían presentes en algunas de mis bandas favoritas a través del tiempo como Guns And Roses, Oasis, Wilco o Belle & Sebastian y de clásicos del heavy metal que también toman mucho de su sonido. La mezcla de riffs poderosos, himnos de guitarra para sentirse bien con temas limpios, a medio tiempo e incluso solmenes encapsulan buena parte de la música que más disfruto. Se trata de un disco corto, de tan solo nueve temas pero que a mi parecer no tiene desperdicio. ¡Ah! También es un disco al que creo que Tenacious D le debe mucho.

Canciones favoritas:

“Fight Or Fall”

“Running Back”

“Romeo And The Lonely Girl”

“The Boys Are Back In Town”

 

Acerca de quien escucha por primera vez (Tony Spinotti)

¿Quién eres musicalmente?

Alguien afecto a un abanico grande es estilos, sobre todo dentro del rock. Aunque como todo mundo, con cierta inclinación a ciertas cosas. En mi caso, siempre he tenido un gusto hacia la música más ríspida, de ahí mi gusto hacia géneros como el punk, el garage, el noise o el thrash metal. Aunque también mantengo un lado algo azotado, suave y triste dentro de lo que escucho.

¿Por qué nunca habías escuchado el disco?

Tengo que confesar algo: tan desconocía cualquier cosa respecto a Thin Lizzy, que cuando Rodrigo me hizo la recomendación, la imagen que tenía era la de Ted Nugent (a quien tampoco nunca le he prestado atención); me imaginaba el clásico disco donde el guitarrista salía con una guitarra como si fuese una escopeta. Cuando vi la portada de Jailbreak y vi alguna foto del grupo en sí, me di cuenta de lo perdidísimo que estaba.

Yo del hard rock nunca he sido un gran seguidor. Creo que cuando me fui acercando a la música un poco más estridente me fui directo al heavy metal y sonidos más duros, y de hard rock contadas bandas y discos. Posiblemente esa distancia que tomé, venía de que el hard rock que se escuchaba cuando me acerqué a la música era el de bandas como Gun’s and Roses, Bon Jovi o Skid Row, quienes ya venían dominando las listas de popularidad pero que no me convencían del todo (varias de esas bandas andaban más por el camino de las power ballads que de un rock más duro y sucio), y siempre tuve una mayor inclinación hacia el naciente grunge o el thrash metal. Aunque hoy día soy mucho más abierto en gustos, del hard rock he ido escuchando cosas aleatoriamente, pero sin clavarme demasiado.

Diario de la primera escucha

Mi primer escucha del disco fue muy superficialmente; lo puse con toda la intención de estar atento a ello, pero el estar haciendo otra actividad al mismo tiempo no me permitió mantener atención a detalles. En términos generales me dio la sensación de buenos temas hard rockeros, muy de manual, aunque obviamente al ser de 1976, me ponía a pensar que muchos de esos detalles fueron creados o desarrollados por bandas precisamente como Thin Lizzy antes que las bandas con las que conocí esas estructuras. Mucho guitarrazo, riffs y solos por doquier, pero también otros detalles que matizaban de distinto modo lo que suelo encontrarme en ese tipo de temas, cosas más enraizados a un rock más primigenio; por otro lado, la voz del cantante me pareció bastante singular. En términos generales un buen disco de hard rock, el cual necesitaría de una escucha mucho más atenta.

Reacciones a la segunda escucha

Bajo una escucha más centrada en ello, el primer tema me recordó en algo a AC/DC, pero menos cafre; los coros son muy pegadizos, todo muy bien, como esperas de una melodía hard rockera como ya había comentado, de manual. El siguiente tema va muy de la mano, posiblemente con una mayor cadencia rítmica, lo cual me agrada, sin embargo, el momento que más me emocionó fue al escucharse esas twin guitars sincronizándose perfectamente… ¡En 1976 ya practicaban esas twin guitars que tan bien llevaron a su terreno bandas como Iron Maiden o Judas Priest! Ahí es donde verdaderamente pienso que me hace falta clavarme en el hard rock e ir viendo las raíces de donde surgieron cosas tan usadas posteriormente en los terrenos del metal y el heavy metal (que por cierto investigando di con que Wishbone Ash fue la primera banda que uso de manera consiente el uso de las guitarras gemelas popularizándolas también).

Con el tercer tema “Running Back”, baja la estridencia y aumenta aún más la cadencia y la sencillez, siendo un tema bastante amable y hasta entrañable, fue el primero tema que cuando terminó, tenía ganas de escucharlo de nuevo. El siguiente tema, “Romeo and the Lonely Girl”, no sé si en su tiempo haya sido sencillo, pero me suena a una de esas canciones con un tremendo gancho que bien pudieron tener una gran aceptación, bastante memorable. “Warriors” regresa otra vez a la estridencia, siendo la canción que más cercano me ha sonado al metal de todos los temas que van en el disco, siendo la que me llevó al headbanging. “The Boys Are Back in Town” es otro tema que me suena a potencial sencillo por lo pegadizo y potente del mismo (siendo otra vez esas guitarras gemelas tan importantes).

Con “Fight Or fall” por otro lado, me agradó bastante el contraste con los demás temas, pues tiene hasta un punto bastante soul, lo que sin duda es una variante interesante y que demuestra el amplio bagaje musical de la banda. “Cowboy Song” es otro tema que se me quedó grabado bastante, ese espíritu americano y esa tonada heredada del country, me recordó a los mejores momentos de Aerosmith dentro de este campo. “Emerald”, el tema que cierra el disco, bien pudo haber sido firmada perfectamente por Iron Maiden por la estructura, las guitarras gemelas y ese tono, pero he aquí que este tema es de varios añitos antes de que la citada banda surgiera en escena. Sin lugar a dudas esta segunda escucha y las subsecuentes terminaron por hacer que me enganchara más a la banda y encontrara los distintos matices que nos otorgan.

Conclusiones ¿Lo recomendarías?, ¿a quiénes?

Por supuesto. A los amantes del hard rock y el heavy metal, sobre todo. Creo que es una banda que aportó bastante al género, y por lo que luego leí posteriormente, tuvo bastante éxito en su época, aunque ha quedado un poco eclipsado ante la fama de otras bandas de hard rock, lo cual es bastante injusto, siendo Thin Lizzy una banda bastante interesante y muy fina, a medio camino entre el rock setentero y el posterior surgimiento en los ochenta del heavy metal.

Mensaje a la persona que recomendó.

Gracias por la recomendación, Bola. Thin Lizzy es un grupo que con una escucha atenta, te vas dando cuenta de su importancia, transcendencia y de la buena música que hacían. Me dieron ganas de escuchar más discos del grupo, así que ya iremos compartiendo pareceres en torno a ello.

 

Quién recomendó (Bola)

 ¿Qué concluyes después de la impresión de Tony Spinotti sobre el disco?

No sabía que pensarías del disco ya que sé que te gusta bastante el heavy y el metal en general, me da gusto ver que eso no representó un problema. Como bien dices, hay muchos elementos y recursos que se fueron volviendo lugares comunes pero que en discos como este se puede ver por qué. Me da gusto que a partir de este disco te interese seguir escuchando a Thin Lizzy, ya me dirás que te parecen sus distintas etapas.